El Museo Guggenheim de Bilbao en España anunció que durante los próximos tres años exhibirá en su atrio una obra de neón del artista Lucio Fontanta, quien nació en Rosario, Argentina, 1899 y falleció en Varese, Italia, 1968.

Durante la presentación, el director general del Guggenheim Bilbao, Juan Ignacio Vidarte, explicó que se trata de una pieza que puede considerarse al mismo tiempo un dibujo, una escultura, una obra de diseño luminoso y un trazo expresivo congelado en el aire y que se exhibe suspendida sobre las cabezas de los visitantes.

La obra, una estructura de neón realizada en un material sorprendente para los criterios estéticos de su época, fue un encargo específico para el vestíbulo de la Trienal de Milán en el año 1951.

De esta manera, se detalló que la cesión de esta pieza para su exhibición durante los próximos tres años es el resultado de una colaboración entre la Fondazione Lucio Fontana de Milán y el Museo Guggenheim Bilbao.

Hispanoarte: Museo Guggenheim Bilbao dedicará una exhibición de Lucio Fontana por tres años

En un comunicado, la institución subrayó que su intensión al colocar esta obra de arte en pleno Atrio, se debe a que, al ser una figura con muchas curvas de neón, pueda establecer un diálogo con las también formas curvadas del edificio de la pinacoteca diseñado por Fran Gehry.

Esta no es la primera vez que el Museo dedica una exposición al fallecido artista, pues en el año 2019 se llevó a cabo una bajo el título “Lucio Fontada”, la cual, recibió la visita de más de 500.000 personas, en apenas 4 meses.

En ese momento, la muestra exhibió una selección de un centenar de sus objetos realizados entre los años 1931 y 1968, en las que se encontraban esculturas, cerámicas, pinturas, obras sobre papel y ambientes dentro de un repaso a una trayectoria, a caballo entre la pintura y la escultura, donde el artista llevó a cabo una indagación sobre el espacio y la materialidad de la obra de arte.

Ahora, la complejidad de esta obra, que en 2019 formó parte de aquella muestra, encuentra un interlocutor de excepción en el edificio de Gehry, cuyos bocetos garabateados en papel recuerdan a los arabescos espaciales de Fontana.

Hispanoarte: Museo Guggenheim Bilbao dedicará una exhibición de Lucio Fontana por tres años

Por su luminosidad y dimensiones, el neón “burla la perspectiva y la distancia, proporcionando a quien la observa una experiencia intensificada de la arquitectura, perceptible tanto desde el interior como el exterior del Museo”.

La pieza ahora exhibida se enmarca en un periodo del artista, posterior a la elaboración del “Manifiesto Blanco”, primera declaración del Espacialismo, que, redactada en Buenos Aires en 1946, y texto del que Fontana fue uno de sus autores.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

diecinueve − diecisiete =