Desde hace unos veinte años no entraba en subasta una escultura en mármol del reconocido artista Auguste Rodin, y su hermosa pieza La eterna primavera, impuso un nuevo récord para el escultor francés, al subastarse en Sotheby’s por más de veinte millones de dólares.

Originalmente se había fijado el precio de salida de la pieza en unos 8 o 12 millones de dólares, por lo que el monto final de la puja resultó ser una grata sorpresa. La escultura fue hecha en mármol blanco y data entre los año 1901 y 1903. En ella, Rodin representa a Paolo y Francesca, los personajes de Dante que están condenados a permanecer sellados toda la eternidad.

Además de Rodin, Sotheby’s incluyó en su catálogo de subastas de primavera a otros artistas, como:

  • Paul Signac.
  • René Magritte.
  • Marc Chagall.
  • Claude Monet.

La subasta, que contempló especialmente a artistas pertenecientes a las corrientes impresionista y moderna, alcanzó al final una recaudación de más de 144 millones de dólares, siendo la segunda pieza mejor valorada la pintura Maison du port, St Tropez, de Signac, que alcanzó la cifra de 9,3 millones de dólares.

La eterna primavera de Auguste Rodin había permanecido por años en las colecciones privadas de diplomáticos franceses y estadounidenses.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

dos × 2 =