El pasado 21 de marzo se anunció el fallecimiento del escritor británico Colin Dexter, autor que se encontraba detrás de la creación del inspector Morse y que falleció en su residencia de Oxford a la edad de 86 años.

La editorial MacMillan, encargada de difundir las novelas que Dexter escribió desde mediados de la década de los setenta hasta el año 1999, hizo oficial el comunicado en el que anunciaba la muerte del autor, que ganó notable fama cuando su obra literaria fue adaptada a la televisión, con la interpretación de John Thaw como el inspector Morse.

Last Bus to Woodstock (El último autobús a Woodstock) fue la primera novela de esta saga que se extendió por veinticinco años. Tras más de dos décadas dedicadas a las aventuras del malhumorado inspector Morse, Dexter decidió acabar con la vida de su personaje en The Remorseful Day.

Maria Rejt, la editora que se encargó de la publicación de las últimas novelas de Colin Dexter en la firma McMillan destacó el carácter del autor, que sirvió de inspiración a muchos por su honestidad y por su espíritu autocrítico.

Su enorme corazón, así como su notable inteligencia, permanecerán intactas entre las personas que llegaron a conocerle personalmente y que se acercaron a su obra literaria.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

seis + veinte =