El máximo tribunal de Suiza rechazó recientemente un pedido de Italia para que devuelva una pintura al óleo atribuida por algunos a Leonardo Da Vinci, dictaminando que no se violaron las leyes suizas cuando el trabajo cruzó la frontera.

Titulado “Retrato de Isabella d’Este” y fechado en el siglo XVI, la pintura se convirtió en tema de disputa luego que una mujer italiana llamada Emidia Cecchini buscara venderlo en el año 2013.

En ese sentido, la policía fue alertada de su existencia cuando un abogado italiano apareció con el mandato de venderla por no menos de 95 millones de euros (106 millones de dólares). Expertos de arte aún deben acordar si realmente la pintó el maestro del Renacimiento.

Una investigación italiana sobre posibles delitos fiscales y fraude de seguros descubrió evidencias que condujeron a la policía a la pintura en 2015 en una bóveda de la ciudad suiza de Lugano, un centro bancario en el sur de habla italiana, adonde muchos italianos cruzan a depositar sus activos.

Vale destacar que Italia demandó su incautación por considerar que la obra había sido traficada ilegalmente fuera del país a Suiza.

En una decisión publicada hace días, el Tribunal Federal Suizo rechazó la solicitud de Italia para la devolución de la pintura, dictaminando que su exportación a Suiza no estaba sujeta a procesamiento.

Con información de nota de prensa

No hay comentarios

Dejar una respuesta

cinco × dos =