Hace pocos días que ‘Warrior‘, la serie de artes marciales producida y cancelada por HBO Max, ha encontrado una nueva vida en Netflix al entrar en la lista de las 10 más vistas de la plataforma. La producción de época se centra en el San Francisco de 1870, durante las Guerras Tong, un violento conflicto entre varios grupos mafiosos chinos y está basada en escritos que Bruce Lee dejó antes de su muerte.

Sabemos que hay una inspiración directa en ellos, pero no se conoce la historia completa que hay detrás. Bruce Lee es una de las figuras más emblemáticas de la historia del cine y la televisión, pero tuvo que enfrentarse constantemente con la industria en su momento y perdió varios papeles y proyectos prometedores, por mucho que la imagen que nos transmita Tarantino en ‘Érase una vez en Hollywood’ le imagine como una eminencia soberbia e hinchada de sí misma.

Este lado desconocido se evidencia en uno de los proyectos más llorados por sus fans, ya que Lee propuso una vez una ambiciosa idea para una serie llena de acción, que le habría convertido en el primer protagonista asiático de la televisión estadounidense. La idea inicial nunca fructificó y, en su lugar, la ABC creó la exitosa serie de David Carradine ‘Kung Fu‘ en 1972, que compartía muchas similitudes con la propuesta de Lee. Sin embargo, gracias a ‘Warrior’, la filmografía de Lee ha ganado otra entrada póstuma que ha cimentado aún más su legado.

HBO Max hizo posible ver por fin su historia original en la televisión, completando parte de su legado, ya que fue siempre más conocido por su trabajo en películas como ‘Operación Dragón’ que por su papel de Kato en ‘The Green Hornet’, que fue realmente como alcanzó el éxito en Estados Unidos. Con la esperanza de seguir triunfando en este medio, Lee propuso una serie titulada ‘The Warrior’ (El guerrero), que esperaba que le ayudara a pasar secundario de un superhéroe a héroe principal.

Contenido

La obra inédita del gran maestro del Jeet Kune Do

La historia de Lee giraba en torno a un artista marcial llamado Ah Saham en el viejo Oeste americano. La serie fue finalmente rechazada, y la cadena decidió en su lugar dar luz verde a ‘Kung Fu’, que compartía muchas similitudes con la idea de Bruce Lee, aunque varias fuentes hayan confirmado que se trataba de una mera coincidencia y no de un plagio o robo. A pesar de su rechazo, Lee siguió adelante e hizo una gran campaña para interpretar al personaje principal, Kwai Chang Caine, en la nueva serie, pero también fue rechazado cuando David Carradine fue elegido.

La realidad es que en los 70, ni la cadena ni la audiencia se sentían preparadas para aceptar a un actor asiático como protagonista y ahora, aunque Lee no haya podido tener ninguna participación creativa, por fin ha aparecido una serie mucho más cercana a su visión inicial 50 años después. Gracias a su hija, Shannon Lee, que ejerce de productora ejecutiva, los responsables de ‘Warrior’ han actualizado el tratamiento de la historia de Lee con ciertos cambios para adaptarlo mejor a la era actual de la televisión, libre de miradas racistas, pero también de la censura y limitaciones de los años setenta.

Warrior

En vez de ambientarse en el Viejo Oeste, ahora al artista marcial Ah Sahm, siempre en busca de su hermana, se ve envuelto en las guerras de tongs más poderosas de Chinatown, el barrio chino de San Francisco durante las Guerras Tong en plena época victoriana. También hace más hincapié en la cultura asiático-americana y su lugar en la historia de Estados Unidos mientras mantiene varios elementos que los espectadores esperan de un proyecto inspirado en Bruce Lee, con una mirada adulta actual, con más sangre y sexo.

Una nueva esperanza

Además, su protagonista, Ah Sahm, tiene todos los ingredientes de un personaje clásico de las películas de Bruce Lee, y el actor Andrew Koji canaliza una energía similar en su interpretación. Además de una historia tremendamente adictiva, contiene algunas de las mejores escenas de lucha y secuencias de acción de la televisión moderna, mezclando su tono original de western con cine negro y explotation de raíces del nuevo cine asiático.

La lástima es que ‘Warrior’ fuera cancelada después de su tercera temporada, pero ahora ha encontrado un renovado interés al escalar al Top 10 de programas de televisión de Netflix en sus primeros días de febrero, alcanzando el número 8 en la plataforma con casi dos millones de espectadores. Además, Netflix ha adquirido los derechos de streaming no exclusivos, por lo que es concebible que la temporada 4 de Warrior sea renovada en la plataforma.

Warrior S2 Andrew Koji As Ah Sah

La entrada de ‘Warrior’ en el Top 10 es una buena señal para su futuro, pero aún tiene que demostrar que puede continuar manteniendo esa posición. Si ocurriera se podrían resolver los grandes cliffhangers, traiciones y sorpresas del final de la temporada 3, pero igualmente, cada episodio tiene suficientes emociones, frases lapidarias, sopapos, coreografías y violencia como para que merezca la pena empezar el camino pase lo que pase.

En Espinof:

Ver fuente

No hay comentarios

Dejar una respuesta

once + seis =