Con más de 73 mil años, científicos creen que un pequeño boceto hallado en una cueva sudafricana es la pintura más antigua de la que se tiene conocimiento.

En ese sentido, la pintura demuestra que los primeros humanos en el sur de África podían hacer pinturas en varias superficies con diferentes técnicas.

Vale destacar La colección de líneas entrecruzadas fue hallada en la cueva Blombos a unos 300 kilómetros  al este de Ciudad del Cabo. Asimismo, se cree que tiene al menos 30 mil años más que cualquier otro boceto.

Fue creado con una afilada lámina ocre, un pigmento muy utilizado en el mundo antiguo, manifestó el científico Christopher Henshilwood de la Universidad de Bergen en Noruega.

La pintura consiste básicamente de seis líneas rojas cruzadas por otras tres líneas ligeramente curveadas.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

dos × tres =