Un grupo de restauraradores de arte británicos descubrieron recientemente una obra maestra del taller del artista renacentista italiano, Sandro Botticelli, luego de pensar que era una imitación.

En ese sentido, el estudio “English Heritage” dijo que los conservadores hicieron el descubrimiento luego de remover varias capas de barniz envejecido de la obra “Madonna della Melagrana” (Madonna de la Granada), que muestra a la Virgen María sosteniendo a Jesús y a un fruto.

“Noté al instante que la pintura tenía un parecido sorprendente con el taller de Botticelli. Estilísticamente, era demasiado similar para ser una imitación, era del período correcto, era técnicamente correcto y estaba pintado en álamo, un material comúnmente utilizado en ese momento”. Afirmó Rachel Turnbull conservadora principal del English Heritage.

Vale destacar que los expertos utilizaron rayos X y un examen de luces infrarrojas para revelar el dibujo original, incluidos los cambios en las líneas previo a las pinceladas, que proporcionaron pistas sobre su identidad real. Esta es la versión más cercana de la obra maestra original del pintor del siglo XV, que se encuentra en la galería Uffizi de Florencia.

Con información de nota de prensa

No hay comentarios

Dejar una respuesta

diecisiete − 6 =