Es una pequeña isla exclusiva que muchas celebridades aprecian durante las temporadas vacacionales por su tranquilidad y sus hermosos paisajes, pero Sifnos también alberga una notable arquitectura, que destaca no solo por las pintorescas casitas blancas que hacen contraste con las azules aguas del Egeo, también por sus numerosas iglesias y templos.

En esta pequeña isla, que solo cuenta con 18 kilómetros de largo, se encuentran trescientos templos de culto ortodoxo donde podemos ver la fusión entre la cultura del Oriente y de Occidente, mezcla de mundos que no solo se evidencia en la hermosa arquitectura lugareña, también en la gastronomía.

En Sifnos no existe ni un solo edificio que no respete la arquitectura popular local. Allí los visitantes podrán encontrar casas blancas inspiradas en las Themonies (de planta rectangular), o construcciones de base cilíndrica. La isla se encuentra protegida por una ley que impide que se desarrolle cualquier otro género arquitectónico que rompa con las líneas tradicionales.

Las autoridades de Sifnos se han encargado de velar por la pureza y el detalle arquitectónico del lugar, encargados también de la conservación de muchas de las construcciones que se encuentran en la isla. Por esta razón, las casas antiguas de Sifnos son verdaderas bellezas, manteniendo la esencia de sus pintorescas estancias.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

tres × tres =