No voy a descubrir nada a nadie calificando a Alfred Hitchcock como un genio del cine y del género de suspense. Y como sucede con todos los expertos en su campo, pueden acostumbrarnos a un nivel tan alto que lo damos por supuesto, haciendo de menos algunas obras que son realmente de alta categoría. Puede ser el caso de sus obras tardías, como ‘Cortina rasgada’.

Tensión nuclear tras la cortina

Una de sus últimas genialidades como director tuvo de protagonista a Paul Newman y a Julie Andrews, metiéndonos en un trabajo elegante y también juguetón que se mete en la temática de la Guerra Fría. Hoy se puede ver en televisión a través de Be Mad a partir de las 22:52 (justo después del fútbol), aunque también lo puedes ver en cualquier momento en streaming a través de Filmin y de SkyShowtime.

El físico norteamericano Michael Armstrong, interpretado por Newman, se dirige a la República Democrática Alemana en compañía de su secretaria y novia Sarah Sherman, a la que da vida Andrews. A ojos de todo el mundo, ha desertado de su patria para trabajar en Alemania Oriental. En secreto, está intentando recabar planes de una peligrosa tecnología soviética de carácter nuclear que pone en riesgo el mundo.

Con bastante ojo, Hitchock se vale del contexto de pánico a un conflicto armado con armas nucleares para seguir expandiendo las posibilidades de su cine de suspense. No está, ni mucho menos, interesado en pormenores o matices sobre la Guerra Fría, sino que es un terreno bastante fértil desde el que elaborar una película de espionaje, como muchos han intentado antes y después de él.

Quizá eso reduzca de singularidad con respecto a otras obras de su filmografía, pero no cambia que ‘Cortina rasgada’ tiene todas las cualidades trepidantes y geniales de su cine. Al menos, la mayoría, ya que aquí no contó con una de sus mejores armas para crear una experiencia completa: el compositor Bernard Herrmann. Hitchcock buscaba algo más contemporáneo, más jazz-pop, para la música de la película, y aunque su habitual lo intentó no dio con un resultado que convenciese.

Así, dio la batuta a John Addison y otorgó nuevos aires a un estilo todavía a prueba de balas. Su soberbio manejo de una trama enrevesada nos mantiene intrigados, incluso aunque podamos sentirnos confusos. Lo hace parecer tan sencillo que sería fácil hacerlo de menos, pero aquí hay una película magnífica.

En Espinof | Las mejores películas de suspense de la historia

En Espinof | Las mejores películas de 2024

Ver fuente

No hay comentarios

Dejar una respuesta

catorce − 1 =