La localidad asiática de Harbin se había colocado en el mapa gracias a su festival de invierno y a las hermosas esculturas en hielo que los artesanos locales y procedentes de otros lugares, realizan en esta comunidad del norte de China, sin embargo, la inauguración de la nueva Casa de la Ópera de Harbin es un motivo más para prestar atención a este lugar.

La estructura de la Casa de la Ópera de Harbin es completamente armónica y orgánica, por lo que la edificación de más de 79.000 metros cuadrados se integra bastante bien con el entorno. En su interior, una estética Zen predomina con el uso de la madera y  hermosas claraboyas atmosféricas.

Ma Yansong es el fundador de la firma MAD, estudio arquitectónico que funciona en Beijing y que estuvo a cargo de la Ópera de Harbin, complejo cultural que se encuentra en la isla, cerca del río Songhua, y que incluirá un Centro de Recreación Laboral y la Gran Plaza.

Mientras en el resto de China las nuevas edificaciones tienden a alcanzar descomunales alturas y a tener una apariencia imponente, MAD quiso para la Ópera de Harbin algo mucho más sencillo, una estructura que se relacionara con el espacio, que diera una sensación apacible y relajante.

Hasta el momento, algunos consideran que la obra de MAD es uno de los edificios modernos más hermosos de China.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

18 + diez =