Alemania es una nación que goza de grandes bellezas artísticas, paisajísticas y arquitectónicas. Dentro de los bienes patrimoniales que se encuentran en la nación germana, es posible dejarse asombrar por algunos de sus majestuosos castillos, algunos de ellos considerados por los expertos como los más hermosos de Europa.

El castillo Hohenzollern es una de las diez edificaciones de este estilo más impresionantes del mundo. Lo que lo hace tan especial, entre otras cosas, es su ubicación sobre una montaña que supera los 850 metros de altura. Ubicado en Stuttgart y de estilo neo-gótico, siempre fue vinculado a la Dinastía Hohenzollern.

El castillo de Eltz no pasa indiferente a nadie. Es considerado uno de los castillos alemanes que conserva su esencia más intacta y esto se debe a que jamás ha sido destruido o remodelado. Pertenece a una comunidad de herederos correspondientes a tres familias y en la actualidad, aún una de ellas lo habita. Las otras dos partes están abiertas al público, para las visitas turísticas.

El castillo Neuschwanstein es una fantasía romántica. Ubicado en los alpes Bávaros, fue construido por Luis II de Baviera, conocido como “el rey loco” a mediados del siglo XIX. Muchos aseguran que Walt Disney se inspiró en esta construcción para diseñar el emblemático castillo de La Cenicienta que podemos ver en Magic Kingdom, el parque de atracciones de Orlando, Florida.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Trece − uno =