Esta joven pinacoteca madrileña cumple 25 años de trayectoria en el mundo de las artes y ya ha presentado la agenda que tiene preparada para celebrar su primer cuarto de siglo, fiesta en la que los visitantes del Museo Thyssen-Bornemisza podrán apreciar el trabajo de Picasso, Toulouse Lautrec, así como colectivas que muestran los mejor de la pintura húngara y veneciana.

El cronograma inicia en febrero del 2017, cuando el Thyssen-Bornemisza exponga por tres meses la exhibición Obras maestras del Museo de Budapest; hacia finales del año próximo la pintura veneciana tomará las instalaciones del recinto madrileño, hasta la llegada del otoño; y Picasso y Lautrec cierran la agenda, desde octubre del 2017 hasta enero del 2018.

Adicional a las exposiciones pictóricas antes mencionadas, el Museo Thyssen-Bornemisza tiene pensado acompañar las muestras con un completo programa educativo, la restauración e investigación de las colecciones que atesora y ciclos de cine, con la participación de grandes figuras y especialistas.

Este anuncio viene a fortalecer la oferta cultural que los museos madrileños ofrecen en la actualidad, sumándose de ese modo con las importantes muestras que desarrolla el Museo Reina Sofía, entre ellas la llegada de la Colección Cubista de Telefónica, y el reconocido Museo del Prado.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

4 × 4 =