Una obra del pintor español Joaquín Sorolla será subastada próximamente en la capital inglesa por la empresa Christie’s. La obra estuvo por más de tres décadas en una colección privada y ahora sale a la luz, con un precio de venta que inicia en los 340 mil euros. Carmen Schjaer, la consejera delegada de la casa de subastas, asegura que es una obra que contiene todos los matices del pintor español en un pequeño formato.

Nada decepciona en Llegada de las barcas, una pieza que, como ocurre con buena parte del trabajo de Joaquín Sorolla, traduce una escena de alegría y calidez. Esta escena a orillas del mar se desarrolla en la playa del cabañal en Valencia, y el lienzo, tanto en composición como en técnica, tiene todo lo que puede esperarse del pintor ibérico.

La obra data del año 1903, período para el cual Sorolla se encontraba aprendiendo a manejar la luz y el espacio. Toda la composición, de tamaño reducido, refleja una gran frescura, así como las inquietudes del pintor por aprender a interpretar, de un modo singular, el efecto de la luz sobre las velas, sobre las aguas.

La prontitud de la pincelada denota que la obra fue realizada al momento, al natural. A pesar de las dimensiones, que no superan los cuarenta y cinco centímetros, la escala de esta composición es enorme, convirtiéndose en una pieza llamativa y representativa de este maestro español.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

catorce − 9 =