La poeta trujillana Ana Enriqueta Terán falleció a los 99 años este 18 de diciembre. Sus principales influencias fueron los poetas clásicos españoles como Góngora y Garcilaso de la Vega, y más tarde la poesía francesa de Rimbaud y Baudelaire.

Su obra poética trasciende más allá métrico, y se constituye en una voz propia seducida por elementos que tocan los temas de la nostalgia, el amor, la sensualidad y el paisajismo andino.

La información la dio a conocer el ministro para la Cultura, Ernesto Villegas, a través de la Twiter. “Acaba de fallecer la poeta Ana Enriqueta Terán. Su obra y trayectoria quedan como ejemplo para las nuevas generaciones. ¡Honor y gloria!”.

Casa de hablas destaca en la obra de la creadora tanto como Piedra de habla. Este último poema fue el título que la Fundación Biblioteca Ayacucho concedió a un título exclusivo con la obra de la autora trujillana.

En 1989 fue galardonada con el Premio Nacional de Literatura, ese mismo año recibió un doctorado honoris causa de la Universidad de Carabobo.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

17 − 2 =