El artista británico Banksy abrió una tienda temporal en el sur de Londres. Allí se venden objetos “imprácticos” y “ofensivos” con fines benéficos y para defender la marca del artista.

“Gross domestic product” (producto interior bruto) apareció de la noche a la mañana en el barrio de Croydon. Ocupa un antiguo comercio abandonado y estará allí durante quince días, cuando se podrán adquirir las piezas por Internet.

A diferencia de otras tiendas, la de Banksy mantendrá las puertas cerradas y las luces encendidas las 24 horas, como si se tratara de una exposición. La intención es que el público pueda apreciar el producto antes de adquirirlo online.

Una cuna de bebé vigilada por múltiples cámaras; el chaleco blindado con la bandera británica que el rapero Stormzy llevó en el festival de Glastonbury o felpudos hechos con chalecos salvavidas de inmigrantes rescatados en las costas del Mediterráneo son algunas de las piezas en oferta, que parten de un precio mínimo de 10 libras (11,20 euros).

En ese sentido, mediante un comunicado, Banksy, conocido por sus audaces grafitis, indicó que el dinero que se obtenga de la venta se destinará a comprar un nuevo barco de rescate de inmigrantes para reemplazar el confiscado por las autoridades italianas.

Banksy es conocido por sus obras murales que aparecen por sorpresa en los lugares más inesperados y por su estilo crítico con el poder establecido.

Con información de nota de prensa

No hay comentarios

Dejar una respuesta

1 × dos =